Un día histórico para el tenis de Padre las Casas y para Claudio Aravena

claudio aravena 2El pasado sábado 22 de noviembre se dio inicio a las clasificaciones del F8 de Temuco, con 10.000 dólares en premios y puntos para el ranking ATP. Una excelente oportunidad para disfrutar tenis de buen nivel pero no solo eso, también una gran ocasión para jóvenes tenistas de nuestra región que tendrán no solo la posibilidad de ver si no también de competir, gracias a Wild Cards entregadas por los organizadores tanto a la qualy como al cuadro principal, a jóvenes como Diego Sánchez de Vilcún al main draw y a Claudio Aravena, de 16 años, oriundo de Padre las Casas, a la qualy.

Precisamente Claudio Aravena hizo su estreno el día sábado, en la cancha central del estadio Germán Becker de Temuco, ante Mauricio Álvarez, 27 años, 1227 en el ranking de la ATP. Un jugador de experiencia en este tipo de torneos, que ha viajado por todo el mundo y que se lo tomaba con bastante tranquilidad, ya que al frente tenía a Claudio, un joven padrelascasino que como les hemos contado anteriormente, representa al Club de Tenis Unión Padre las Casas, si, los mismos que entrenan en la medialuna del Parque Pulmahue de  la comuna y que deben literalmente bajar un cerro cuando una bola se las va larga porque la única “cancha” con que cuentan no tiene cierre perimetral. A pesar de eso, Claudio y otros chicos del club han logrado muy buenos resultados y gracias a esos logros es que fue beneficiado con la invitación al torneo.

Después de una larga espera finalmente le tocó el turno a Claudio de debutar, su primer partido como profesional. En cancha central, casi vacía, solo algunos tenistas, sus padres, el entrenador del club y un par de amigos lo acompañaron en ese día histórico no solo para él, sino para el tenis de Padre las Casas. Faltaron creo yo sus compañeros del Club, los [email protected] del barrio, los compañeros de colegio, las autoridades y políticos que tantas veces han prometido una cancha para que niñas y niños de Padre las Casas amantes del tenis como él puedan entrenar en condiciones dignas… pero los que estuvimos, disfrutamos de ese momento único e irrepetible. Difícil para él, sin duda, pero inolvidable.

El resultado, una anécdota, lo menos importante de la jornada. Al final del partido se retiró de la cancha enojado, molesto consigo mismo. Mauricio Álvarez se despidió en la red de él con un fuerte apretón de manos, un caballero. Claudio se fue sin hablar con nadie al camarín, tal vez sin tener la conciencia de lo que había pasado, más allá del resultado. Había debutado como profesional a los 16 años, algo que muy pocos pueden contar en Chile, en nuestra región y ni hablar de Padre las Casas, el único. Por eso creo que faltó más compañía.

La semana pasada Claudio fue promovido a la categoría Honor, para buscar mayor competitividad. Necesita jugar, salir, roce con otros tenistas, otros torneos. Esa experiencia la da solo la competencia. Está al límite de tiempo y como se imaginarán, casi no hay recursos. Hoy debuta Diego Sánchez, de Vilcún, en el cuadro principal. Será otro momento histórico para él, la región y para su comuna. Ojalá tenga apoyo, compañía, gente con quien compartir esa inolvidable experiencia.

Suerte para ambos, el camino es largo, recién está empezando. Ojalá tengan la posibilidad de transitarlo. Dios quiera, se conjuguen los astros, el diablo se haga el sordo, etc, etc, etc….

Vayan al torneo, desde las 10 de la mañana, estadio Germán Becker, entrada liberada. Vale la pena, un lujo tener la posibilidad de tener este tipo de torneos en nuestra región.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario